15.11.2020

para la vida cotidiana … 11

de Hna. M. Renata Zürrlein

“Somos hermosos cuando nuestra alma es hermosa.
El alma es preciosa cuando está completamente ordenada a Dios y a lo divino.
Entonces toda la persona es hermosa… Bienaventurado el que se tiene a sí mismo en la disciplina, que sabe entregar todo su ser a la bondad eterna, al Dios infinito.”

P. Josef Kentenich
Fecha desconocida.


IMPULSO

Hay varios espectáculos en los que las jóvenes presentan sus cuerpos estilizados en las pasarelas y son calificadas por varios jurados de acuerdo con varios criterios como top-model-bonitas, no tan bellas o “todavía tienes que trabajar en ti mismo”. Tal patrón de clasificación nos hace algo. Yo soy alguien, cuando soy hermosa. ¿Pero quién soy cuando la belleza exterior se desvanece?

La belleza del alma también se comunica con el exterior.  Y a uno le gusta estar cerca de una persona tan hermosa.


¿Quiero definir mi belleza sólo desde el exterior, o concibo conscientemente mi belleza desde el interior?

¿Cómo puedo definir personalmente la belleza de un alma?