06.01.2020

Una estrella cuya luz aún se puede ver hoy

de Hna. M. Anne-Meike Brück

Gábor Paál, periodista científico alemán y autor de libros, opina en una entrevista sobre la cuestión:

“¿Cómo sabemos si una estrella que vemos de noche sigue existiendo?”

Una pregunta interesante. No es tan fácil de responder. Porque las estrellas están a cientos de años luz de distancia. Aunque ya no existan, su luz es visible en la tierra durante mucho tiempo.

Una estrella cuya luz aún se puede ver hoy

El 6 de enero celebramos la fiesta de los Reyes Magos. Estos sabios de Oriente han seguido una estrella. Cada Navidad le cantamos al brillo de esta estrella que señala el camino a Belén.

Para los reyes fue un largo camino a través de muchos peligros y oscuridad hasta que la estrella se detuvo. Entonces sabían: ahora hemos llegado a nuestro destino. Encontraron un niño recién nacido en un pesebre. Pobre. Rodeado por el olor del establo y de los animales.

La estrella de Belén. Una estrella que quiere llevarnos al recién nacido en el pesebre.

Las estrellas: señales luminosas del amor de Dios

El Padre Kentenich sugería buscar la estrella de Belén. Para él, las estrellas eran un símbolo de lo que nos hace crecer en la vida, de lo que nos puede satisfacer. Las interpretó como un signo del amor de Dios, y con gusto ayudaba a aquellos que querían alcanzar las estrellas en sus propias vidas.

Seguir la estrella del propio anhelo

Pasar de la oscuridad a la luz. Mantenerse en la huella del resplandor. ¿Es esto lo que los Reyes Magos quieren enseñarnos en un momento de gran incertidumbre y oscuridad?

Necesitamos la vista despejada a las señales del cielo. Necesitamos una confianza heroica. Necesitamos pasos audaces. Los Magos confiaron en el mensaje de la estrella, incluso cuando se detuvo sobre un miserable establo.

Su fe en la sabia conducción de Dios era invencible.