03.03.2019

La “Escuela de santidad de la Santísima Virgen”

de Hna. Glória Maria Melo

Jóvenes van a la “Escuela de santidad de la Santísima Virgen”, el santuario, para discernir su vocación.

Mientras que, en esta época del año, muchos cuentan los días para reiniciar las clases, seis jóvenes del nordeste alimentaron la gran expectativa de ingresar a la “Escuela de María”, en la cual harán un estudio sobre la propia vida a la luz de la misión personal recibida de Dios. El 1º de febrero se instalaron en la Casa de la Juventud, junto al Santuario Tabor de la Santidad de la vida diaria, en Garanhuns/PE.

Este tiempo bendecido, dedicado totalmente a la búsqueda de la vocación personal, comienza con una santa Misa. Las jóvenes harán una experiencia contemplativa y misionera, buscando descubrir el plan de Dios para sus vidas. Pues así como las notas de los exámenes son decisivas para una carrera profesional exitosa, así la respuesta en relación a la vocación que Dios pensó para cada ser humano es indispensable para garantizar la felicidad.

Con este primer paso, las jóvenes atestiguan que vale la pena dejar todo para salir en busca de la perla de gran valor, la vocación. El corazón de todo aquel que es llamado debe estar en el lugar donde, desde toda la eternidad, fue elegido por el buen Dios. El Papa Francisco, en la homilía de cierre de la Jornada Mundial de la Juventud en Panamá, le dice a los jóvenes:

“No mañana, ahora, porque allí, ahora, donde esté su tesoro allí estará también su corazón (cf. Mt 6,21); y aquello que los enamore conquistará no solo vuestra imaginación, sino que lo afectará todo. Será lo que los haga levantarse por la mañana y los impulse en las horas de cansancio, lo que les rompa el corazón y lo que les haga llenarse de asombro, de alegría y de gratitud. Sientan que tienen una misión y enamórense, que eso lo decidirá todo.”

Así como esas palabras motivadoras del santo Padre, también la liturgia del día las impulsó a iniciar con coraje esta experiencia. Cada joven resumió en una frase o pensamiento lo que quedó grabado de la santa Misa en su corazón:

  • “Durante el camino habrá muchas tribulaciones, pero basta con entregar la vida a Dios” (Fabrícia, 22 años, Paulo Afonso/BAHIA).
  • “Dios no hace magia, Él hace maravillas. Confía al Señor tu destino y Él hará todo” (Alanna Karla, 21 años, Agrestina/PERNAMBUCO).
  • “Me siento tan honrada de participar de tamaña maravilla, estar con Jesús es magnífico” (Joana Glória, 18 años, Saloá/PE).
  • “Cuando se siembra, crece y se convierte en la mayor de todas las hortalizas, y extiende ramas tan grandes, que los pájaros del cielo anidan en ellas (Mc 4,32)” (Karolayne, 19 años, Angelin/PE).
  • “Tengan el coraje de seguir a Cristo” (Maria Vitória, 17 años, Queimadas de Jurema/PE).
  • “Debemos ser valientes y continuar siguiendo a Jesús también en las tribulaciones. Confiemos en el Señor en todos los momentos” (Jadiane, 14 años, Jupi/PE).

Las jóvenes rezan con el salmista: “Pon tu suerte en Yahveh, confía en él, que él obrará” (Sal 37,5)

Durante esta experiencia, el grupo promoverá retiros y encuentros para otras jóvenes que deseen unirse a ellas en la búsqueda de respuestas a los anhelos que Dios colocó en sus jóvenes corazones.