23.02.2018

“Todos los pueblos afluyen a él …”

de Hermana M. Josit Treese

Santuario de Schoenstatt, Haus Mariengrund, Münster

Vivecias en el centro schoenstattiano Casa Mariengrund, Münster

“Todos los pueblos afluyen a Él”

… y traen dones en gratitud, pasando por sus pórticos, contemplan la gloria de Dios”, así dice un canto de peregrinación dedicado a la Madre, Reina y Victoriosa tres veces admirable de Schoenstatt. En todo el mundo, el santuario de Schoenstatt atrae personas de todas las naciones, como sucede también con el santuario junto a la Casa Mariengrund, en Münster, Alemania. La Hna. M. Josit cuenta algunos episodios de encuentros internacionales en el santuario:

Visitas de Siria, Nigeria y Vietnam

 Un joven sirio, de la Iglesia sirio-ortodoxa, que estuvo viviendo en un contenedor habitable ubicado detrás del santuario, le traía a la Virgen en el santuario diariamente sus preocupaciones e intenciones por sus familiares, su desarrollo profesional y sus dificultades afectivas. Allí vivía también un sacerdote de Nigeria, quien se prepara para promover en la universidad y diariamente celebra con nosotras, las Hermanas, la santa Misa en el santuario. Un día llegó hasta nuestro centro un sacerdote misionero vietnamita. Conversando con él le conté de nuestra hermana Maria Gorettie, vietnamita, quien cantó una hermosa canción en su lengua con ocasión de la celebración de los cien años de Schoenstatt, y resultó ser que este sacerdote era quien había compuesto la canción y conocía a la hermana que la cantó.

Un mexicano en la tierra de Münster

Una mañana, un sacerdote que yo desconocía y suponía que era de la India, celebró con nosotras la santa Misa en el santuario. Él dijo que es mexicano y vivió mucho tiempo en Münster, y cuando volvía a esta tierra quería visitar siempre el santuario de Schoenstatt.

 Recuerdos de infancia de una canadiense

Hace poco recibí un mail de una señora de Canadá quien preguntaba por los horarios de apertura de nuestro santuario. Contó que en su infancia había vivido aquí cerca, visitando cientos de veces el santuario. Luego nos encontramos en su visita al santuario. Gracias a una amiga de Brasil, ella pertenece ahora a un círculo de peregrinos de Schoenstatt de Canadá.

Jóvenes polacos hacen adoración nocturna

Durante la adoración nocturna en el santuario vinieron cuatro jóvenes polacos y dijeron que volverían después de su fiesta. Efectivamente, cerca de las 3.00 de la mañana vinieron y trajeron consigo otros jóvenes más que rezaron con mucha devoción. Una joven del grupo, polaca, contó que ella proviene de la misión polaca en Dortmund y pertenece a Schoenstatt, recibe la visita de la Virgen Peregrina de Schoenstatt, hace poco estuvo en Schoenstatt/Vallendar.

Encuentro internacional por la paz

En Septiembre tuvo lugar un encuentro importante en Münster y Osnabrück: el gran encuentro internacional por la paz, organizado por los obispos de ambas diócesis junto con la comunidad de Sant‘Egidio. Personas de Bélgica, Austria y la República Checa se acercaron al santuario, y les conté de nuestros centros de Schoenstatt en sus países. Para el manifiesto final se reunieron representantes de diferentes religiones en la plaza frente al salón de la paz en Osnabrück, donde fue leído el documento elaborado, en el que los representantes de las religiones se comprometen a trabajar por la paz en nombre de Dios. Durante esta declaración apareció en el cielo el arco iris como una confirmación de la voluntad en común por la paz. Que nuestro santuario de Schoenstatt, al cual peregrinan tantas naciones, contribuya a edificar una cultura de alianza entre las naciones y culturas.

Centro de formación, Casa Mariengrund, Münster